jueves, 7 de enero de 2010

Celebración de la Pascua Militar en San Fernando y Cartagena.

La tradicional celebración de la Pascua Militar en Cádiz ha tenido lugar en el edificio de la antigua Comandancia General de la Zona Marítima del Estrecho de San Fernando el pasado miércoles 6 de enero. Los actos consistieron en la formación y revista de la Fuerza, una alocución del Almirante de la Flota en el Salón del Trono y el desfile militar de la Fuerza.

El almirante en su discurso destacó la necesidad de que el espíritu de innovación de las Fuerzas Armadas, más allá de adaptarse a los cambios constantes de la sociedad, “nos permita ponernos delante y acrecentar nuestro compromiso de servicio ofreciendo más capacidad y mayor calidad”. Señaló que “vivimos en una época de crisis económica con problemas graves y como reflejo de ello, los recursos puestos a nuestra disposición este año están mermados sin que por ello nos veamos eximidos de nuestras obligaciones". También dedicó unas palabras a los militares destacados en el extranjero y a los que nos han dejado a lo largo del año pasado.

En Cartagena se celebró un desfile y una recepción oficial en Capitanía General, en unos actos presididos por el Almirante de Acción Marítima.

Asistieron todos los Comandantes de Buques y Unidades basados en Cartagena y otros invitados en representación de distintas instituciones civiles y militares. La recepción tuvo lugar en el Salón del Trono donde el almirante dirigió una alocución a los asistentes y felicitó la Pascua Militar.

En su discurso indicó que el presupuesto para este año ha sufrido una bajada considerable con respecto al año pasado. A pesar de ello, dijo, «nos adaptaremos a la realidad y trabajaremos de igual forma, pero con menos recursos». No dejó pasar la oportunidad para reconocer la labor de todos los miembros de las Fuerzas Armadas «por vuestra generosidad en la entrega al servicio, sabiendo siempre adaptaros a la realidad del momento sin menoscabo en el desempeño de vuestro cometidos». Tuvo unas palabras para los que «en estos momentos se encuentran destinados en misiones especiales pertenecientes a su unidad».

Esta tradicional celebración fue instaurada por Carlos III el 6 de enero de 1782 para felicitar a las tropas que recuperaron la ciudad de Mahón, con el fin de dar prueba por parte del monarca del entrañable aprecio a sus ejércitos. Para ello, ordenó que se estableciera el día de la “Pascua Militar” en la Epifanía del Señor (día de los Reyes Magos), y ordenó a todas sus autoridades que en esa jornada reuniesen a sus guarniciones y les notificasen en su nombre una emotiva felicitación.

fuente: Armada española.

*a otra cosa mariposa...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada