sábado, 6 de febrero de 2010

Los soldados heridos evolucionan bien.

Los dos soldados del Ejército Español heridos en un atentado cuando custodiaban un convoy en Afganistán y que se recuperan en el hospital Vall Hebrón de Barcelona, se encuentran bien y ambos tienen ganas de volver a su destino, según ha explicado la ministra de Defensa, Carme Chacón, que hoy les ha visitado.

Chacón ha declarado que tanto el teniente Jordi Francesc Rubio, de 27 años, como el soldado Daniel Ospina, de 22, evolucionan favorablemente, y se espera que en pocos días ambos puedan irse a sus casas.La ministra ha valorado que ambos "son profesionales que quieren volver a su trabajo", que la familia les acompaña en todo momento, y "eso, cura mucho", ha añadido Chacón.

Respecto a su estado de salud, el director de procesos quirúrgicos del Hospital Vall Hebrón, Vicenç Martínez, ha explicado que el teniente Rubio tiene "un hematoma en el muslo de la pierna que evoluciona bien pero que le impide levantarse".

De todas formas, el doctor espera que "en cinco días de fisioterapia y tratamiento antiinflamatorio mejorará y podrá ir a casa".

Un hogar donde le esperan su mujer y su hijo, que nació mientras él estaba de misión en Afganistán y al que ha conocido estos días, según ha explicado a los periodistas la ministra Chacón.

Respecto al soldado Ospina, que fue intervenido el pasado jueves por una fractura interna de tibia y peroné, tanto la ministra como los doctores han asegurado que "evoluciona bien", aunque "estará más días que el teniente Rubio en el hospital".

El doctor Martínez ha detallado que en la última intervención se le ha sustituido el tutor externo que le pusieron en el hospital Role 2 de la base española de Herat (Afganistán) y ha explicado que el nuevo "aguanta bien los múltiples huesos lesionados en la tibia".

También ha explicado que la principal preocupación de los médicos era que "la articulación estuviera afectada", pero al ver que no es así, los doctores confían en la recuperación total del soldado.

La consellera de Sanidad de la Generalitat, Marina Geli, ha visitado también a los soldados y ha destacado las ventajas de la telemedicina, que permitió a los profesionales del Vall Hebrón ver radiografías y escáneres de los heridos antes de que éstos llegaran a España.

La ministra Carme Chacón ha destacado el papel de los médicos del Hospital Vall Hebrón, al que los heridos fueron trasladados después de que los trataran en el hospital Role 2 de Herat, en un avión Hércules medicalizado y, finalmente, en un Airbus que les llevó a Barcelona.

Asimismo, Marina Geli ha anunciado que el soldado Joshua Alcalá, de 21 años, ha sido dado de alta del hospital y se encuentra ahora en Tenerife, de donde es originario.

Además de la ministra de Defensa, Carme Chacón, y de la consellera de Sanidad, Marina Geli, el teniente general Fernando Torres González, también ha visitado a los heridos en calidad de representante de las Fuerzas Armadas.

fuente: ADN.es

*a otra cosa mariposa...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada