Ir al contenido principal

La fragata ‘Blas de Lezo’ supera con éxito la calificación operativa MECO en el sur de Francia.

La fragata ‘Blas de Lezo’ ha finalizado la calificación operativa MECO, acrónimo francés de “Mise En Condition Operationnelle”, en aguas de Tolón y Córcega. Durante cinco semanas, la fragata de la Armada Española ha superado con éxito la certificación que la Marina Francesa exige a sus unidades navales.

La calificación MECO se ha desarrollado en varias fases en las que se ha adiestrado y evaluado la respuesta del buque y su dotación dentro de multitud de escenarios operativos de complejidad creciente, a través de un calendario de ejercicios muy exigente.

Las actividades de adiestramiento han incluido numerosas maniobras en la mar, como remolque, aprovisionamiento de combustible, trasbordo de pesos pesados, navegación por aguas restringidas, fondeo de precisión, operaciones de buceo, etc.

Pero el verdadero desafío han sido los numerosos ejercicios de combate en las diferentes áreas de la guerra naval, incluyendo la amenaza de aviones y misiles, de submarinos, los ataques terroristas y el control de los daños propios sufridos en combate. En estos ejercicios se ha examinado además la capacidad del buque y su dotación para defenderse de ataques nucleares y químicos, o de prepararse para operar en zonas de alto nivel de radioactividad ante una catástrofe de este tipo. Igualmente exigentes han sido las operaciones de evacuación de residentes españoles y europeos en zona de guerra o crisis, muchos de ellos supuestos heridos, o el ejercicio de supervivencia en la mar tras combate desigual, en el que la dotación ejercita el abandono del buque y el uso de las balsas salvavidas.

El personal evaluador de la Fuerza de Acción Naval francesa, que ha permanecido a bordo durante el periodo de calificación, ha destacado los buenos resultados obtenidos por la fragata ‘Blas de Lezo’ en todas las áreas en las que ha sido evaluada.

Conviene resaltar la enriquecedora experiencia que supone para ambas instituciones, la Armada española y la Marina Nacional francesa, el intercambio de procedimientos y conocimientos, que refuerzan la integración y la capacidad de respuesta combinada dentro de los actuales escenarios multinacionales en los que las fuerzas armadas de ambos países se encuentran inmersos.

Curiosamente, Don Blas de Lezo comenzó su carrera naval en la Marina francesa de comienzos del siglo XVIII. A bordo de un barco francés perdió su pierna en combate y años más tarde quedó tuerto durante las acciones que llevó a cabo defendiendo Tolón. Por ello, no ha sido solamente anecdótico el que la fragata ‘Blas de Lezo’ se haya adiestrado en esta ocasión en Tolón y sus aguas, sino que el heroico almirante ha constituido una vez más un ejemplo vivo para su dotación.

Tras un exhaustivo mes para la fragata española, el almirante francés Aubriot, al mando de la Fuerza de Acción Naval francesa, clausuró el ejercicio y entregó un diploma al buque en el que certificaba que:

“LE DESTROYER BLAS DE LEZO DE LA MARINE ROYALE ESPAGNOLE A SUIVI AVEC SUCCES LE ESTAGE DE MISE EN CONDITION OPERATIONELLE DE LA FORZA D’ACTION NAVALE”.

Ya en tránsito desde Tolón a su base de Ferrol, la fragata ‘Blas de Lezo’ está efectuando diversas actividades en diferentes zonas, como la colaboración en pruebas de mar con un submarino, la comprobación de las firmas acústica y magnética propias, la cooperación con el Mando de la Defensa Aérea y el adiestramiento mutuo con unidades portuguesas.

Entre los días 2 y 4 de abril, la fragata ‘Blas de Lezo’ realizará una breve escala en Palma de Mallorca y, posteriormente, completará su alistamiento en Ferrol. Una vez sea certificada operativamente, permanecerá en una situación de alta disponibilidad para cualquier misión que se le pueda asignar.

fuente: Armada española.

*a otra cosa mariposa...

Comentarios

Entradas populares de este blog

El Consejo de Ministros aprueba una nueva condecoración, la medalla de campaña

El Consejo de Ministros ha aprobado un Real Decreto por el que se crea la medalla de campaña y se establecen los criterios generales para su concesión.
El objeto de la medalla es reconocer la participación de personal de las Fuerzas Armadas, así como en su caso, de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, de personal civil nacional y de personal militar y civil extranjero, en operaciones militares y campañas en el exterior, tanto en una coalición nacional como en el marco de organizaciones internacionales, siempre que no tengan ya asociada la concesión de una medalla específica.
La concesión de la medalla de campaña se basará en los tiempos de permanencia en zona de una misma operación (mínimo treinta días) o diez misiones de vuelo sobre la zona de operaciones, contabilizándose un máximo de una misión diaria. A efectos de dicha contabilización, será necesario que el personal haya sido designado o nombrado expresamente para la participación en la operación o campaña.

Tal como establ…

Fuerza de Guerra Naval Especial (FGNE) en el "caso Alakrana".

La persecución y no captura de los corsarios que mantuvieron secuestrado durante 47 día al buque vasco ha generado todo tipo de comentarios –negativos, en su mayoría- sobre la capacidad operativa de las Fuerzas Armadas. Unas opiniones que, a su vez, han despertado el malestar de quienes participaron en la operación, y en general de quienes conforman las Fuerzas Armadas españolas. “No nos pueden culpar de falta de preparación” comenta a El Confidencial Digital un miembro de la Unidad. De hecho, tal y como reconocía el coronel Hertfelder -al mando de la FGNE- en una entrevista con motivo del nacimiento del grupo, “estamos preparados para operaciones de rescate de rehenes y operaciones de abordaje con oposición”.La FGNE aglutina al Mando de Guerra Naval Especial, a la Unidad Especial de Buceadores de Combate y a la Unidad de Operaciones Especiales de Infantería de Marina. El rescate del Alakrana fue su primera ‘prueba de fuego’. Tras más de un mes desplegados en el Índico, la vuelta a la …

Cómo aterrizar una aeronave de 100 millones de dólares sobre un montón de colchones viejos

LQT Defensa | Siempre se pueden encontrar cosas curiosas en el mundo de la aviación militar, y esta es una de ellas. ¿Cómo crees que hay que aterrizar un V-22 Osprey al que no le baja el tren de aterrizaje?
Aunque parezca cómico el procedimiento de los Marines de Estados Unidos en estas ocasiones indica aterrizar sobre 5 pilas de colchones viejos atados de seis en seis. Es la última opción del procedimiento de emergencia cuando el tren ha decidido no bajar de ninguna de las maneras.
Tres V-22 osprey de los Marines aterrizando con normalidad 
Esto fue lo que le pasó al Capitán Paul Keller durante una misión con su unidad, el Marine Medium Tiltrotor Squadron 165 desplegado en apoyo de la Operación Inherent Resolve, que centra sus esfuerzos en Irak y Siria.
Fue una noche de julio en la que el tren de aterrizaje decidió no bajar a cumplir su misión. Por suerte tenían suficiente combustible para seguir en el aire el tiempo suficiente para probar todo lo que el checklist de la aeronave indicaba…