jueves, 22 de noviembre de 2012

Los helicópteros «Tigre» intensifican su formación para el despliegue en Afganistán.


La patrulla del HA-28 del del Batallón de Helicópteros de Almagro (Bhela-I), preparada ya para participar en cualquier «escenario», intensifica estos días su formación con pruebas de tiro del helicóptero de ataque «Tigre» en el Campo de Tiro y Maniobras de Chinchilla (Albacete).
 
Equipado con un cañón capaz de realizar 720 disparos por minutos y con un alcance de 1,5km., con hasta 68 cohetes en sus alas capaces de alcanzar un blanco a una distancia de 4 km. y con 68 misiles aire-aire Mistral (alcance de 6 km.), los aparatos ET-705 y ET-706 realizaron ejercicios con fuego real y de instrucción con blancos emplazados en tierra.

En un encuentro con los medios de comunicación, el jefe del Bhela I de la base de Almagro (Ciudad Real), el teniente coronel Alberto Javier García Romera, informó de los distintos ejercicios que está llevando a cabo la patrulla HA-28 con el objetivo de optimizar las capacidades de fuego del helicóptero de ataque más moderno del Ejército español.

 Patrulla de Tigres. FOTO: DE SAN BERNARDO

Se encuentra «preparada»

Desde la pasada primavera, esta patrulla se encuentra «preparada» para el despliegue en cualquier misión en el extranjero tras cumplir aeronaves y pilotos las correspondientes certificaciones y horas de vuelo.

Durante 2012, esta patrulla ha participado en diversos ejercicios en los campos de tiro de las Bardenas Reales de Navarra (marzo y septiembre) y en Chinchilla (ayer) y finalizará la próxima semana en el campo de maniobras de San Gregorio (Zaragoza). Además en el mes de abril, el Bhela I realizó maniobras conjuntas con el V Regimiento francés.

El Bhela I ha participado este año en maniobras tanto del Ejército de Tierra como en las certificaciones aeronavales del buque Juan Carlos I, en colaboración con la Armada española.

Desde que el Ejército español recibiera en 2007 las primeras unidades del consorcio europeo Eurocopter, los pilotos han completado 4.000 horas de vuelo en el «Tigre» y 3.000 más en los simuladores ubicados en la base militar de Almagro, en Ciudad Real. Según el jefe del Bhela I, cada piloto de la unidad posee de media 220 horas de vuelo, que les capacita para «entrar en cualquier escenario» que solicite el Ministerio de Defensa.

Entre las funciones principales del helicóptero «Tigre» se encuentra la protección de los convoy, el reconocimiento y seguridad, así como la escolta aérea y reconocimientos en conflictos armados donde estén presentes las tropas españolas.

Despliegue en Afganistán

Tal y como informó ABC el pasado 3 de noviembre, tres helicópteros «Tigre» serán desplegados en Afganistán la próxima primavera para reforzar la seguridad de los militares españoles en el grueso del repliegue de Afganistán, previsto para 2013, según los planes actuales del mando militar.

España optó en 2003 por este modelo con la adquisición de 24 unidades al consorcio europeo Eurocopter, con fábrica en Albacete, en detrimento del helicóptero Apache, de fabricación estadounidense.

Desde 2007, el Bhela I de Almagro ha recibido seis unidades de la versión franco-alemana (HAP) y está a la espera de recibir hasta 2015 el resto de helicópteros de la versión española (HAD), más polivalente «multirole» por su versatilidad en escenarios de guerrillas o insurgencia.
 
Sobre el calendario de entregas de las nuevas unidades, el teniente coronel García Romera ha confirmado que en primavera de 2013 llegará a la base de Almagro el primer helicóptero HAD (con mayor capacidad de motor y misiles anticarro), fabricado en la factoría de Eurocopter en Albacete.


fuente: ABC.es

* Estamos en Twitter @Lqt_blog y facebook.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada