viernes, 18 de enero de 2013

Ceremonia de despedida del portaaviones 'Príncipe de Asturias' (R-11), el 6 de febrero en Rota.

MADRID, 18 Ene. (EUROPA PRESS) - 

La Armada despedirá a su portaaviones, el 'Príncipe de Asturias', el próximo 6 de febrero en Rota (Cádiz), desde donde partirá hacia el Arsenal de Ferrol para su desarme y distribución del material, y donde se procederá a la subasta pública a partir de finales del mes de junio, que previsiblemente dará lugar a su desguace.

Según han indicado a Europa Press fuentes militares, está previsto que la ceremonia de despedida del 'portaaviones', el mayor buque de la Armada, tenga lugar el 6 de febrero. Tras 24 años de servicio en las Fuerzas Armadas, las restricciones presupuestarias han impedido alargar su vida útil, ya que su puesta a punto hubiera requerido 100 millones de euros.


La Armada cuenta ya con un 'plan de desactivación', cuya primera fase comenzó hace unos meses en la Base Naval de Rota. En esta fase previa de inmovilización, se ha elaborado un listado de sistemas, equipos y materiales con los que contaba el buque insignia de la Armada Española.

En estos meses también se han desembarcado los repuestos y pertrechos que no son indispensables para la seguridad y el tránsito de Rota a Ferrol, la munición, el combustible no necesario para la navegación, el material patrimonial así como el del Arma Aérea y las embarcaciones menores.

Una vez finalice esta fase, el 6 de febrero tendrá lugar la ceremonia de despedida y el 'Príncipe de Asturias' iniciará su última navegación hacia Ferrol, con una dotación reducida, de unas 220 personas. El resto dejarán ya de pertenecer a la dotación del buque.

DESARME EN FERROL PARA AHORRAR

Según informa este viernes en un comunicado, la Armada consideró que el Arsenal de Ferrol era "el lugar idóneo para el desarme" dada "la disponibilidad del muelle, la capacidad de desmilitarización y la disminución de costes".

En la segunda fase, conocida como como "período de desarme y valoración", cesará la actividad operativa y, con una dotación reducida, se procederá a la clasificación de los sistemas, equipos y materiales como 'útiles' o 'inútiles'. Los equipos 'útiles', bien se desmilitarizarán o bien se desmontarán y retornarán a la cadena logística.

Esta fase se llevará a cabo previsiblemente entre principios de febrero y finales de junio de 2013. A la llegada a Ferrol, la dotación desembarcará material, equipos, repuestos, documentación técnica y planos no desembarcados en Cádiz.


A partir del mes de marzo está prevista una nueva reducción de dotación para realizar labores de custodia y finalización de posibles trabajos no realizados.

Finalmente, a partir de finales de junio empezaría la fase de distribución del material útil. Tras concluir la fase de distribución, se pasará al período de valoración y subasta pública. 

Según han explicado a Europa Press fuentes militares, lo previsible es que el comprador interesado, en el caso de que surja, destine el portaaviones a su desguace, para la venta del metal.  

En algunas ocasiones, también se combran buques desarmados y desmilitarizados para su utilización como blancos en ejercicios de tiro, aunque, en este caso, el final "más probable" del portaaviones es el desguace. La Armada espera un comprador interesado que les ahorre el coste de este proceso.

El 'Príncipe de Asturias', con base en Rota, fue botado en los astilleros de la antigua Bazán, en Ferrol, y entregado a la Armada el 30 de mayo de 1988 y contaba con una capacidad aeronaval máxima de 29 aeronaves.

Con su despedida, la Armada española dirá así definitivamente adiós en las próximas semanas a su único portaaviones, un buque emblemático con el que España entró en el 'selecto grupo de Marinas de guerra con Portaaviones'.


fuente: Europa Press.

* Sígue la actualidad de Defensa desde Twitter @Lqt_blog y facebook.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada