Ir al contenido principal

Las Fuerzas Armadas pierden 7.500 soldados y marineros en solo tres años.

MADRID, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -
   
Las Fuerzas Armadas han perdido cerca de 7.500 soldados y marineros en solo tres años, hasta situarse en los 78.696 que constan en la actualidad, una cifra por debajo del máximo de 80.000 efectivos de tropa que fijó el Gobierno para 2013. Esta disminución se acentuó en 2012, año en el que no se abrió ninguna convocatoria para nuevo ingreso por primera vez desde el fin del servicio militar obligatorio.

Según datos del Ministerio de Defensa, a los que ha tenido acceso Europa Press, a fecha de 1 de enero de 2013 había en las Fuerzas Armadas un total de 123.335 militares en activo, de los que 78.696 son de tropa y marinería; 15.862 son oficiales y 28.777, suboficiales. En todas las escalas la cifra ha disminuido respecto a la situación en 2012, aunque la diferencia es mucho mayor para los soldados y marineros.

Esta cifra está lejos de los 86.112 miembros de tropa y marinería que se contabilizaron el 1 de enero de 2010, tras años de incremento de personal. El 1 de enero de 2009 había 81.036 soldados y marineros y un año antes, 78.658, un número similar al actual. Desde 2010, la cifra se ha ido reduciendo de nuevo hasta llegar a la actual.

 foto: mde.es


MORENÉS ANUNCIÓ UNA "REDUCCIÓN COYUNTURAL"

Esta situación se ajusta a los planes del Ministerio de Defensa de poner en marcha una "reducción coyuntural" de efectivos de las Fuerzas Armadas, tal y como ha adelantado el titular de este Departamento, Pedro Morenés, que no ha fijado el objetivo que pretende alcanzar a medio plazo. Eso sí, ha advertido que cualquier modificación en personal debe hacerse con una visión "a largo plazo" y un horizonte "por lo menos a diez años".

Por lo pronto, el 1 de enero de 2012 había 80.626 efectivos en tropa y marinería y un año después, un total de 1.930 menos. Sin embargo, el cómputo total de bajas --voluntarias y forzosas-- que se registraron el año pasado alcanza los 3.589 militares. La diferencia estriba, entre otras cosas, en que en 2012 sí hubo incorporaciones, ya que en 2011 se realizaron cuatro convocatorias para incorporar 4.300 soldados y marineros. 

En total, en 2012 se registraron 848 bajas 'forzosas' y 2.741 bajas 'voluntarias', entre las que se contabilizan 1.463 por fin del compromiso. Restando del primer grupo 17 pases a la reserva y 44 fallecimientos, alcanzan los 2.250 soldados y marineros los militares que dejaron de formar parte de las Fuerzas Armadas para engrosar las listas del paro.

Entre las bajas calificadas de 'forzosas' se contabilizan 448 por pérdida de condiciones psicofísicas y 322 por delitos o faltas, así como otras tres por pérdida de residencia legal. El Ministerio de Defensa sigue trabajando en una normativa anunciada hace un año que garantizaría la nacionalidad a todos los extranjeros que permanezcan más de dos años en las Fuerzas Armadas.

Al ingresar en la escala de tropa, los soldados y marineros tienen 'contratos' de dos o tres años, que pueden ir renovando hasta un máximo de seis, momento en el que pueden acceder al compromiso de larga duración, que garantiza su permanencia en las Fuerzas Armadas hasta que cumplen los 45 años si no adquieren el carácter permanente, al que se accede por oposición. 

En el caso de abandonar las Fuerzas Armadas con 45 años, se les garantiza el derecho a dos años de paro y una asignación de 7.200 euros anuales hasta la jubilación, compatible con otro empleo. 

SOLDADOS A LAS ACADEMIAS Y LA GUARDIA CIVIL

En el resto de bajas 'voluntarias' hay 891 soldados y marineros que entraron a formar parte de las academias de suboficiales y oficiales, para convertirse en militares de carrera. Cinco ingresaron en la Guardia Civil, uno en la Policía Nacional y otros cinco se convirtieron en funcionarios como personal civil. Además, 376 solicitaron abandonar las Fuerzas Armadas

A fecha de 1 de enero de 2013 las Fuerzas Armadas contaban con 123.335 militares en activo y 16.237 en la reserva. Es en esta situación donde se han producido incrementos respecto a 2012, ya que hay 681 oficiales más en la reserva que hace un año. En servicio activo, según datos de Defensa, el balance es negativo también para esta escala, con 303 oficiales menos. Por lo que se refiere a los suboficiales, hay 86 menos en servicio activo y 46 menos en la reserva.



fuente: Europa Press.

 * Sígue la actualidad de Defensa desde Twitter @Lqt_blog y facebook.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Fuerza de Guerra Naval Especial (FGNE) en el "caso Alakrana".

La persecución y no captura de los corsarios que mantuvieron secuestrado durante 47 día al buque vasco ha generado todo tipo de comentarios –negativos, en su mayoría- sobre la capacidad operativa de las Fuerzas Armadas. Unas opiniones que, a su vez, han despertado el malestar de quienes participaron en la operación, y en general de quienes conforman las Fuerzas Armadas españolas. “No nos pueden culpar de falta de preparación” comenta a El Confidencial Digital un miembro de la Unidad. De hecho, tal y como reconocía el coronel Hertfelder -al mando de la FGNE- en una entrevista con motivo del nacimiento del grupo, “estamos preparados para operaciones de rescate de rehenes y operaciones de abordaje con oposición”.La FGNE aglutina al Mando de Guerra Naval Especial, a la Unidad Especial de Buceadores de Combate y a la Unidad de Operaciones Especiales de Infantería de Marina. El rescate del Alakrana fue su primera ‘prueba de fuego’. Tras más de un mes desplegados en el Índico, la vuelta a la …

96 años de la carga del Regimiento de Caballería Alcántara

LQT Defensa | Tal día como hoy hace 96 años, el Regimiento de Caballería Alcántara realiza las primeras cargas contra el enemigo durante el conocido como desastre de Annual, cubriendo la retirada de las tropas españolas. Durante el interminable día posterior, el 23 de julio, el Regimiento quedó a la práctica extinguido tras la muerte del 80% de sus 700 jinetes y la captura de otro 12%. 
91 años después, en 2012, fueron recompensados con la Cruz Laureada de San Fernando colectiva.


Cómo aterrizar una aeronave de 100 millones de dólares sobre un montón de colchones viejos

LQT Defensa | Siempre se pueden encontrar cosas curiosas en el mundo de la aviación militar, y esta es una de ellas. ¿Cómo crees que hay que aterrizar un V-22 Osprey al que no le baja el tren de aterrizaje?
Aunque parezca cómico el procedimiento de los Marines de Estados Unidos en estas ocasiones indica aterrizar sobre 5 pilas de colchones viejos atados de seis en seis. Es la última opción del procedimiento de emergencia cuando el tren ha decidido no bajar de ninguna de las maneras.
Tres V-22 osprey de los Marines aterrizando con normalidad 
Esto fue lo que le pasó al Capitán Paul Keller durante una misión con su unidad, el Marine Medium Tiltrotor Squadron 165 desplegado en apoyo de la Operación Inherent Resolve, que centra sus esfuerzos en Irak y Siria.
Fue una noche de julio en la que el tren de aterrizaje decidió no bajar a cumplir su misión. Por suerte tenían suficiente combustible para seguir en el aire el tiempo suficiente para probar todo lo que el checklist de la aeronave indicaba…