jueves, 1 de diciembre de 2016

A400M, el nuevo avión de transporte del Ejército del Aire llega al Ala 31

Hoy jueves, 1 de diciembre de 2016, se incorpora al Ala 31 del Ejército del Aire el primer avión de transporte militar A400M, que se presenta como sucesor natural del Hércules C-130.

El A400M, T-23 en nomenclatura militar, es el primer avión de transporte militar de gran capacidad con tecnología europea y participación española. Sus cuatro motores turbo propulsados, con hélices de ocho palas, le permiten alcanzar velocidades de hasta Mach 0.76 (900 km/h) a 37.000 pies de altitud.

Es el avión de transporte más versátil disponible en la actualidad, y da respuesta a las necesidades más variadas de las Fuerzas Aéreas de todo el mundo.

La aeronave, capaz de soportar un máximo de 37 toneladas, cuenta con la capacidad de transportar helicópteros y hasta 120 soldados con todo su equipamiento. Gracias a sus nuevas tecnologías, el A400M puede volar a distancias de hasta 4.700 millas náuticas (8.700 km).


Al poder volar más rápido y a mayor altitud, también es ideal como avión de reabastecimiento para el repostaje de cazas y otros grandes aviones. Además, responde rápidamente en situaciones de crisis porque puede recorrer mayores distancias dentro de la jornada de una única tripulación sin relevo.

Este avión es capaz de desarrollar tres tipos de tareas muy diferentes: misiones tácticas, estratégicas, y también es apto como avión de reabastecimiento. Puede realizar misiones que hasta ahora precisaban el uso de dos o más tipos de avión, y que incluso así podían cumplirlas sólo de manera imperfecta.

Entre sus características técnicas más destacadas es importante citar su tren de aterrizaje de 12 ruedas que le permiten aterrizar en diversos tipos de pistas. 

C-130 y A400M en Zaragoza

Además, la posibilidad de volar a diversas alturas permite que las misiones de lanzamiento de paracaidistas se puedan realizar desde 40.000 pies para operaciones de fuerzas especiales hasta 15 pies para entregas de cargamentos a baja altura.

Como sustituto del Hércules, hasta ahora columna vertebral de nuestra aviación de transporte, el A400M se presenta como el primero con capacidades que ningún avión de nuestro ejército había reunido hasta ahora.


La incorporación del A400M supone para el Ejército del Aire un salto cualitativo y cuantitativo en la forma de llevar a la práctica el concepto de fuerza aérea expedicionaria.

Foto:Marco Romero/MDE

No hay comentarios:

Publicar un comentario