Ir al contenido principal

Relevo del contingente español en Irak

Bajo la presidencia del embajador de España en Irak, se ha celebrado en Besmayah el acto de Transferencia de Autoridad del quinto contingente, constituido mayoritariamente por personal del Grupo de Regulares de Melilla 52, al sexto, generado en base a la Brigada “Guadarrama” XII.
La plaza Ibérica del Centro de Entrenamiento de Besmayah fue testigo, en la mañana del viernes 19 de mayo, del acto de relevo entre dos contingentes de militares españoles que forman parte de la Operación “Inherent Resolve” de adiestramiento de las Fuerzas de Seguridad de Irak. Después de seis meses de intensa labor, los Regulares de Melilla han sido relevados por militares pertenecientes en su mayoría al RIMZ “Asturias” 31, con sede en la base militar “El Goloso” (Madrid).
El acto de Transferencia de Autoridad (TOA por sus siglas en inglés) tuvo lugar en la Base “Gran Capitán” bajo la presidencia del embajador de España en Irak, Juan José Escobar Stemman. El mando entrante, el general Luis Martín-Rabadán Muro, recibió el testigo del jefe del contingente saliente, general Angel Castilla Trillo.
El traspaso del guion de la unidad fue realizado por el segundo comandante y adjunto al jefe del Componente Conjunto Terrestre de la Coalición Multinacional (CJFLCC), brigadier general Mc Aslan. Asimismo, asistieron diferentes autoridades militares iraquíes.
En la parada militar formaron los contingentes españoles entrante y saliente, así como las unidades de Portugal, Reino Unido y los Estados Unidos que, bajo liderazgo español, integran la Task Force Besmayah. El acto se inició con los honores de ordenanza al embajador, quien a continuación pasó revista a la formación. Posteriormente, durante el transcurso de la ceremonia se dio lectura al nombramiento del Jefe del contingente entrante y se efectuó el intercambio de posiciones entre los guiones de los dos contingentes, simbolizando el relevo en la misión.
El nuevo jefe de la Task Force “Besmayah” dirigió unas palabras a los asistentes, en las que comenzó reafirmando “el claro compromiso de España de seguir trabajando con este gran país que es Irak por la derrota total del terrorismo yihadista del Daesh. También agradeció el apoyo recibido hacia su persona y hacia el contingente entrante. Por último, se dirigió al general Castilla para agradecerle el trato exquisito que había dispensado a los componentes del contingente entrante durante la fase de relevo, al tiempo que le reconoció el excelente trabajo realizado durante los seis meses en los que había estado al frente, como máximo responsable de la Task Force Besmayah.
El acto concluyó con un homenaje a los caídos en el que la corona fue portada por un militar portugués y un británico, escoltados por los guiones y banderines de las unidades españolas en formación.
El contingente de la BPC VI está constituido por alrededor de 365 militares, de los cuales 246 proceden de la Brigada “Guadarrama” XII y el resto de distintas unidades del Ejército de Tierra y del Ejército del Aire. Además, participa una Unidad de la Guardia Civil que se encarga de impartir adiestramiento policial avanzado a las Fuerzas de Seguridad iraquíes.
España forma parte de una coalición multinacional de más de sesenta países organizada para derrotar al autodenominado Estado Islámico (Daesh) dentro de la Operación Inherent Resolve. Para ello, nuestro país lidera uno de los cuatro BPC (Building Partner Capacity), concepto diseñado para incrementar las capacidades del Ejército Iraquí con el apoyo de equipos de instructores de otros ejércitos aliados.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Fuerza de Guerra Naval Especial (FGNE) en el "caso Alakrana".

La persecución y no captura de los corsarios que mantuvieron secuestrado durante 47 día al buque vasco ha generado todo tipo de comentarios –negativos, en su mayoría- sobre la capacidad operativa de las Fuerzas Armadas. Unas opiniones que, a su vez, han despertado el malestar de quienes participaron en la operación, y en general de quienes conforman las Fuerzas Armadas españolas. “No nos pueden culpar de falta de preparación” comenta a El Confidencial Digital un miembro de la Unidad. De hecho, tal y como reconocía el coronel Hertfelder -al mando de la FGNE- en una entrevista con motivo del nacimiento del grupo, “estamos preparados para operaciones de rescate de rehenes y operaciones de abordaje con oposición”.La FGNE aglutina al Mando de Guerra Naval Especial, a la Unidad Especial de Buceadores de Combate y a la Unidad de Operaciones Especiales de Infantería de Marina. El rescate del Alakrana fue su primera ‘prueba de fuego’. Tras más de un mes desplegados en el Índico, la vuelta a la …

96 años de la carga del Regimiento de Caballería Alcántara

LQT Defensa | Tal día como hoy hace 96 años, el Regimiento de Caballería Alcántara realiza las primeras cargas contra el enemigo durante el conocido como desastre de Annual, cubriendo la retirada de las tropas españolas. Durante el interminable día posterior, el 23 de julio, el Regimiento quedó a la práctica extinguido tras la muerte del 80% de sus 700 jinetes y la captura de otro 12%. 
91 años después, en 2012, fueron recompensados con la Cruz Laureada de San Fernando colectiva.


Cómo aterrizar una aeronave de 100 millones de dólares sobre un montón de colchones viejos

LQT Defensa | Siempre se pueden encontrar cosas curiosas en el mundo de la aviación militar, y esta es una de ellas. ¿Cómo crees que hay que aterrizar un V-22 Osprey al que no le baja el tren de aterrizaje?
Aunque parezca cómico el procedimiento de los Marines de Estados Unidos en estas ocasiones indica aterrizar sobre 5 pilas de colchones viejos atados de seis en seis. Es la última opción del procedimiento de emergencia cuando el tren ha decidido no bajar de ninguna de las maneras.
Tres V-22 osprey de los Marines aterrizando con normalidad 
Esto fue lo que le pasó al Capitán Paul Keller durante una misión con su unidad, el Marine Medium Tiltrotor Squadron 165 desplegado en apoyo de la Operación Inherent Resolve, que centra sus esfuerzos en Irak y Siria.
Fue una noche de julio en la que el tren de aterrizaje decidió no bajar a cumplir su misión. Por suerte tenían suficiente combustible para seguir en el aire el tiempo suficiente para probar todo lo que el checklist de la aeronave indicaba…