Ir al contenido principal

El Close Protection Team del Escuadrón de Apoyo al Despliegue Aéreo de la Base de Herat

Las misiones, funciones y cometidos del Close Protection Team desplegado en la Base de Herat durante la misión ISAF
El Close Protection Team (CPT, por sus siglas en inglés) del Escuadrón de Apoyo al Despliegue Aéreo (EADA) desplegado en la Base de Apoyo Avanzado (FSB, sigla en inglés de Forward Support Base) de Herat (Afganistán) durante la misión International Security Assistance Force (ISAF), tuvo encomendada la misión de la protección inmediata del jefe de Fuerza Herat en sus desplazamientos tanto en el interior de la base como en los realizados en su área de responsabilidad. Sus actividades externas las desarrollaron tanto en configuración discreta, con la utilización de vehículos blindados civiles, o en configuración militar, empleando vehículos tácticos tipo Light Multirole Vehicle (LMV) “Lince”.

El despliegue del personal del primer contingente de CPT tuvo lugar en una única fase. El día 20 de diciembre de 2013 llegó a zona de operaciones un equipo compuesto por diez miembros pertenecientes al EADA con el armamento y material necesario para la implantación de la nueva capacidad asignada al jefe de Fuerza, a quien, con este personal, se le proporcionaba:
 
• Asesoramiento en temas relativos a protección de la fuerza.
• Personal titulado en protección de personalidades del Ejército del Aire.
• Personal con capacidad de empleo de armas cortas, fusiles y armas colectivas.
• Personal adiestrado como francotirador.
• Personal con distintos carnets de conducir tanto para vehículos civiles como militares.
• Personal titulado en Improvised Explosive Device (IED).
• Personal titulado en asistencia sanitaria y operativa del EA, sanidad de combate.
• Personal con instrucción en Tactical Casualty Combat Care.
• Personal con conocimientos Survival, Evasion, Resistance and Extraction.

De acuerdo con su misión, el CPT fue responsable de coordinar con la autoridad de la FSB los medios y medidas necesarias para la ejecución de sus cometidos, sobre todo, aquellos que se realizaron en el exterior de la Base y los derivados de posibles contingencias. Así se garantizó que el jefe de Fuerza pudiera mantener su agenda con las autoridades de la provincia de Herat con total normalidad, dentro y fuera de la FSB, asegurando que los encuentros se desarrollasen con un alto grado de seguridad.
El EADA tiene personal desplegado en casi todos los destacamentos que sostiene el Ejército del Aire. Además del personal desplegado en Dakar - Senegal y Libreville - Gabón, destacamentos “Marfil” y “Mamba”, respectivamente, en la base afgana de Herat, al finalizar la misión ISAF, personal de dicha Unidad se encontraba a cargo del Centro de Apoyo al Transporte Operativo (CATO), aparte del CPT objeto de este artículo.
Por lo anteriormente señalado, el EADA se ha convertido así en una de las unidades de la OTAN que más tiempo lleva operando, ininterrumpidamente, en Afganistán desde que se iniciaran las operaciones en enero de 2002, siendo una referencia en ZO debido a su carácter polivalente para ejecutar diversos cometidos. Al ya mencionado de protección de personalidades a jefes de destacamento, se une a los de Equipos de Control de Combate, a la gestión de la Sección de Apoyo al Transporte Aéreo móviles y/o CATO, a su capacidad de Sistema Surface Based Aire Defence, Sistemas antiaéreos SPADA y ATLAS, y al de los equipos de protección de aeronaves, que siempre acompañan a las aeronaves de transporte cuando viajan a Zona de Operaciones.

Comentarios

  1. ¿Esta escolta no la hizo también la Escuadrilla de Honores del Ejercito del Aire durante unos meses?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. CPT no, la Escuadrilla de Honores, complemento junto con el EADA labores de FP

      Eliminar
  2. Escuadrilla de Horrores? Que disehhhhh....

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Fuerza de Guerra Naval Especial (FGNE) en el "caso Alakrana".

La persecución y no captura de los corsarios que mantuvieron secuestrado durante 47 día al buque vasco ha generado todo tipo de comentarios –negativos, en su mayoría- sobre la capacidad operativa de las Fuerzas Armadas. Unas opiniones que, a su vez, han despertado el malestar de quienes participaron en la operación, y en general de quienes conforman las Fuerzas Armadas españolas. “No nos pueden culpar de falta de preparación” comenta a El Confidencial Digital un miembro de la Unidad. De hecho, tal y como reconocía el coronel Hertfelder -al mando de la FGNE- en una entrevista con motivo del nacimiento del grupo, “estamos preparados para operaciones de rescate de rehenes y operaciones de abordaje con oposición”.La FGNE aglutina al Mando de Guerra Naval Especial, a la Unidad Especial de Buceadores de Combate y a la Unidad de Operaciones Especiales de Infantería de Marina. El rescate del Alakrana fue su primera ‘prueba de fuego’. Tras más de un mes desplegados en el Índico, la vuelta a la …

96 años de la carga del Regimiento de Caballería Alcántara

LQT Defensa | Tal día como hoy hace 96 años, el Regimiento de Caballería Alcántara realiza las primeras cargas contra el enemigo durante el conocido como desastre de Annual, cubriendo la retirada de las tropas españolas. Durante el interminable día posterior, el 23 de julio, el Regimiento quedó a la práctica extinguido tras la muerte del 80% de sus 700 jinetes y la captura de otro 12%. 
91 años después, en 2012, fueron recompensados con la Cruz Laureada de San Fernando colectiva.


Cómo aterrizar una aeronave de 100 millones de dólares sobre un montón de colchones viejos

LQT Defensa | Siempre se pueden encontrar cosas curiosas en el mundo de la aviación militar, y esta es una de ellas. ¿Cómo crees que hay que aterrizar un V-22 Osprey al que no le baja el tren de aterrizaje?
Aunque parezca cómico el procedimiento de los Marines de Estados Unidos en estas ocasiones indica aterrizar sobre 5 pilas de colchones viejos atados de seis en seis. Es la última opción del procedimiento de emergencia cuando el tren ha decidido no bajar de ninguna de las maneras.
Tres V-22 osprey de los Marines aterrizando con normalidad 
Esto fue lo que le pasó al Capitán Paul Keller durante una misión con su unidad, el Marine Medium Tiltrotor Squadron 165 desplegado en apoyo de la Operación Inherent Resolve, que centra sus esfuerzos en Irak y Siria.
Fue una noche de julio en la que el tren de aterrizaje decidió no bajar a cumplir su misión. Por suerte tenían suficiente combustible para seguir en el aire el tiempo suficiente para probar todo lo que el checklist de la aeronave indicaba…